Ocho consejos para cuidar el ambiente y el bolsillo

By |2017-02-13T00:14:59+00:0016/01/2017|

Por Meralis Morales 

Cuando pensamos en ahorros y cuidar de nuestras finanzas es muy probable que no venga a nuestra mente ser eco amigable, pero si lo pensamos muy bien, podemos serlo y a la misma vez beneficiar a nuestro bolsillo.

Buscando opciones para aportar al medio ambiente y cuidar de la Tierra que tanto amo aprendí que tengo mucho que aportar y cambiar. Estoy segura que si abres tus ojos y comienzas a ver los detalles a tu alrededor puedes comenzar a realizar pequeños cambios que eventualmente beneficiarán de gran manera la hermosa naturaleza que tenemos para disfrutar.

Te dejo unos cuantos consejos que he comenzado a cambiar para proteger nuestra Tierra:

  1. Cuidado de la salud de forma natural- En los tiempos de antes, nuestros abuelos hacían diferentes mejunjes para cuidarse y casi todo era de forma natural, pues lamentablemente no había las ayudas o planes médicos que hoy podemos disfrutar. Recuerdo que mi abuela siempre nos dejaba jugar temprano en las mañanas en el patio para que cogiéramos baños de sol, ella nos decía que era bueno para que recibiéramos vitamina D. Si comienzas a tratar tu cuerpo con productos naturales, poco a poco verás los cambios de forma positiva y las visitas a los médicos podrían disminuir.
  2. Los huertos caseros proveen alimentación sana y orgánica. (foto por Marielisa Ortiz Berríos)

    Visitar parques nacionales, playas o ríos- Si vives en Puerto Rico, tenemos la gran ventaja que podemos estar en ambientes bien diferentes en cuestión de horas. El estar en contacto con la naturaleza puede ser una experiencia gratificante. En lo personal, amo ir a la playa cuando siento que tengo mucho estrés, ansiedad o preocupaciones extremas. Te confieso que una vez me siento en la arena y veo cómo las olas vienen y van, mi cuerpo y mi mente hacen un reset y estoy súper lista para continuar.

  3. Comprar artículos usados (2das manos)- Comprar artículos usados te ayudará a ahorrar más del 50% del total del artículo. Aunque no lo creas, muchas veces hay personas que revenden artículos en excelente estado y que ya no usan. Puedes negociar los precios y ahorrar mucho dinero. Busca páginas o visita tiendas que se dedican a este tipo de reventa. Hace unos meses visité el Salvation Army con mi hijo y había una variedad de libros, enciclopedias, novelas y hasta ¡juegos de mesa! Mi hijo se antojó de un juego que cuando lo busqué por internet el precio nuevo costaba $14.99 y usado $3. Me ahorré más del 75% del precio original. Creo que es una buena opción para que puedas echar un vistazo por las tiendas de segunda manos.
  4. Si cuidamos y minimizamos el consumo de agua protegemos el recurso y ahorramos dinero. (foto por Marielisa Ortiz Berríos)

    Cuida del agua- Esto lo hemos escuchado mil y una vez, pero en ocasiones se nos olvida por el ajetreo de los días. Tratemos de tomar baños de menos de 15 minutos y tener en cuenta que también hay que enseñarles a nuestros niños la importancia de cuidar el agua, pues es un recurso que se agota. Cierra la llave del agua para mientras te lavas las manos, te cepillas o lavas los utensilios de la cocina. Si creas el hábito en tu familia de cuidar el agua, la factura puede bajar de $7-$10 mensuales, dependiendo de la cantidad de miembros que tengas en tu hogar.

  5. Usa la lluvia- Los días lluviosos son maravillosos para estar acurrucados y descansar, pero los puedes aprovechar para recoger esa agua que cae para regar las plantas (cuando haga sol), lavar las terrazas, limpiar los autos y tener para cualquier emergencia de escasez de agua (como la sequía de Puerto Rico en el año 2015). De esta manera podemos ver un ahorro sustancial en la factura del agua, pues con la manguera podemos gastar mucha, mucha agua y no nos damos cuenta. Claro tenemos que hacer una inversión para instalar este tipo de cisterna casera, pero valdrá la pena para nuestro bolsillo y para agua que debemos cuidarla.
  6. Apagar las luces- Literalmente, apaga las luces de la casa antes de dormir. En casa mi hijo siempre quiere dormir con una luz prendida, por si se tiene que levantar para ir al baño, pero en vez de mantener una luz toda la noche prendida, puedes conseguir una lámpara pequeña para que no les de miedo levantarse. También podemos aprovechar y apagar las luces de la casa y mirar al cielo despejado. Lamentablemente tenemos tanta contaminación lumínica que no podemos admirar la belleza de un cielo estrellado como antes. Con este pequeño cambio podemos hacer la diferencia y motivar a nuestros vecinos para que lo hagan. Otro detalle que puedes hacer, es comenzar a cambiar todas las bombillas a unas LED, cuando se vayan dañando las que tienes puedes hacer esos cambios, consumen menos electricidad y ahorras en la factura.
  7. Utiliza productos naturales para la limpieza- La realidad es que los productos de limpieza pueden ser una bomba de tiempo para nuestra salud y la de nuestros hijos. Debemos estar pendientes a todo lo que provoque que nuestra salud se vea afectada, se puede activar o desarrollar condiciones de salud que a la larga comprometa nuestro día a día y bolsillo. Muchas personas no se dan cuenta de estos detalles y luego es que se ven las consecuencias negativas como padecer de problemas respiratorios. Si contemplas cambiar a productos naturales, puedes irte directo a la alacena o hasta puedes hacer mezclas en casa. ¿Cómo que puedes usar? El vinagre para desinfectar, el aceite de oliva puedes utilizarlo para darle brillo a los gabinetes, hasta puedes usar el aceite de oliva (o de coco) para desmaquillarte, el bicarbonato de soda para sacar manchas, eliminar olores y si lo mezclas con agua puedes hacer ¡maravillas! Hay un sin número de opciones que puedes utilizar al momento de limpiar tu casa. Dejar de comprar los productos de limpieza y sustituirlos por los que te menciono aquí puedes ahorrarte desde $10-15 mensuales, dependiendo de los usos que le des, podría ser hasta mayor el ahorro. 
  8. A la hora de hacer diligencias en la calle tracemos una ruta que beneficie nuestro bolsillo no gastando gasolina de más y a la vez protejamos el ambiente. (foto suministrada por el Sierra Club)

    Transportación- Podemos ahorrar si estamos pendiente a los pequeños detalles, como por ejemplo, cuando tenemos que hacer diligencias y tenemos que hacer varias paradas. Comienza por organizar lo que tienes que hacer y traza una ruta para que primero vayas al lugar que más lejos tengas, y cuando vayas bajando de regreso para tu hogar haces las paradas que te faltan y evitas tener que ir y venir innecesariamente. Si organizas tus viajes antes de salir de casa, tienes el auto en buen estado, y sobre todo quitas cualquier peso innecesario del baúl. Considerando esto puedes ahorrar desde $15 en gasolina dependiendo del auto que tengas.

Recuerda que lo importante cuando te propongas realizar cambios, es ser consistentes e ir poco a poco pero a paso firme. De esta manera verás resultados positivos en tu vida y en tu bolsillo.

Nunca olvides: Ahorrando y NO malgastando con Meralis Morales. La autora es creadora y editora del blog Meralis Morales, dedicado al tema de las finanzas personales.

About the Author:

Meralis Morales
Fundadora de meralismorales.com y reconocida como Top Influencer por Latism 2016. Cuenta con preparación en finanzas y experiencia laboral de más de 10 años en temas bancarios, inversiones y certificada como Lean Green Belt.