Proponen energías limpias en campus universitarios

By |2015-10-15T01:44:56+00:0015/10/2015|

Por Diana Ramos Gutiérrez, Revista Atabey

Hoy, 15 de octubre de 2015 se celebrará simultáneamente en distintas instituciones de los Estados Unidos y Puerto Rico el evento llamado ‘Seize the Grid #KickOffDay’, un movimiento a nivel nacional, en el cual hay aproximadamente 40 recintos universitarios inscritos, siendo la Pontificia Universidad Católica de Puerto Rico (PUCPR) en Ponce la primera y única institución, al momento, que lidera dicho movimiento en la isla.

Esta iniciativa está dirigida a realizar una transición de energía limpia al 100% (obtenida por fuentes naturales e inagotables y con la capacidad de regenerarse) para el año 2030. La PUCPR incluirá una propuesta que contiene múltiples ideas y proyectos viables en el recinto, para proponer cambios urgentes en este tema.

Seize the Grid

A través de ‘Seize the Grid’, Sierra Club propone que los jóvenes sean quienes dirijan un movimiento transformador que aumente dramáticamente la energía limpia en sus comunidades. (foto Sierra Club)

A través de un grupo de voluntarios de alrededor de 93 miembros, el esfuerzo en Puerto Rico tiene como objetivo acumular firmas tanto de estudiantes, profesores y personal administrativo, que estén a favor de dicho cambio. “En el proceso hemos sido capaces de recolectar alrededor de 350 firmas. Esto nos motiva a ver un cambio favorable en un futuro no tan solo para el recinto, sino para los futuros prospectos que apliquen para continuar sus estudios universitarios en esta institución mientras realizan un bien al medio ambiente”, comentó Natalia Martínez Torres, estudiante de Biología de la PUCPR y representante del proyecto.

A través de ‘Seize the Grid’, Sierra Club propone que los jóvenes sean quienes dirijan un movimiento transformador que aumente dramáticamente la energía limpia en sus comunidades. Muchos de los 4,000 colegios y universidades existentes en los Estados Unidos todavía se basan en energía obsoleta y contaminante, obtenida por combustibles fósiles. Sugiere que las universidades tienen la obligación moral, entre estudiantes y la comunidad en general, de dirigir la transición de los combustibles fósiles a las energías limpias. Los estudiantes y los jóvenes serán la fuerza fundamental para impulsar este avance.

Dentro del campus hacen un llamado a sus administraciones para exigir suficiente energía limpia a partir de sus proveedores de servicios públicos para que se utilice energía 100% renovable. Fuera del campus, los jóvenes están luchando por mejores políticas de energía limpia. Esto significa más energía solar y eólica, menos carbón y gas natural, y un clima más seguro, más sano. A través de la campaña, los jóvenes desean crear la demanda y la visión de las oportunidades de energía limpia locales que trabajan para sus campus y sus comunidades.

Puedes firmar la petición a través de este enlace, compartir en las redes sociales y reclutar a tus amigos a unirse.

About the Author:

Diana Ramos Gutiérrez